sábado, 14 de marzo de 2009

La huida como una de las bellas artes

Ha acabado el Master. Para el cruce entre las novelas y guiones de Handke y las road movies de Wenders nos hubiera venido bien esta cita que recupero ahora de Pero yo sólo vivo de los intersticios de Handke:
“¿Por qué no hay héroes de la huida? Todos dicen: tú te evades de la realidad. ¿No es la huida un arte?”.

3 comentarios:

Fram dijo...

Me resulta curioso que el término "fuga" pertenezca al mundo de la música, de la que decía Pater, citado por Borges en Inquisiciones, que era a lo que aspiraban todas las artes, fura forma sin sustancia, fugaz en el tiempo. Toda música es, pues, una huída.

Salú-2.

josé luis molinuevo dijo...

Muy oportuno, Fram

Manuel González dijo...

¿La huída un arte o el arte una huída? En todo caso el arte es una huída de lo inauténtico, y un encuentro con lo auténtico. Así pues, ¿de qué manera es la huída un arte? En la manera de que no nos dejamos atrapar por lo inauténtico, y buscamos lo auténtico, lo cual no es ya tanto huída sino búsqueda.

No siempre se puede afrontar la realidad sin perderse a sí mismo, y no queda más remedio que huir para salvarse, siempre temporalmente, claro, al final hay que afrontar la realidad.

Me viene a la memoria la pelicula "El fugitivo". Un héroe de la huída, ¿no?

Saludos.

Manuel