lunes, 30 de julio de 2012

Chris

3 comentarios:

Anónimo dijo...

De nuevo me conmueve, como la primera vez.

¡Qué bella sucesión de imágenes!
Y un tema seductor.

En un tiempo ¿sin un espacio?, sin un tiempo. "...él la conduce, la adelanta... o la sueña".
Si no es posible el espacio, ¿es posible el tiempo?, ese tiempo nuestro, particular; o quizás, nos quede solamente vivir nuestro sueño.

Un abrazo, José Luis.

Mara.

Pepo Pérez dijo...

Una de las grandes películas de la historia del cine, de las grandes de verdad. El amor y el tiempo (la muerte), o sea, todo. Lo del lenguaje formal, o el "precine" como cine ultramoderno, futurista, es también para echarle de comer aparte. El tiempo, la memoria, es una sucesión de imágenes fijas. Y es así.

josé luis molinuevo dijo...

Imagen movimiento, imagen tiempo, cuánto tiempo perdió Deleuze con ello. Abrazos para los dos