lunes, 16 de mayo de 2011

papel contra digital

Es posible que al escribir esto haya comenzado a desarrollar unos síntomas de paranoia cercanos a los del gran Philip K. Dick...pero lo cierto es que creo advertir una conspiración en marcha. He atado cabos, hablado con algunos amigos, y me parece sospechosa la coincidencia con que algunos medios de papel (que no saben muy bien cómo reciclarse a lo digital,aunque publiquen una versión)no sólo dan frecuentes noticias, sino verdaderos reportajes-sábana en términos apocalípticos sobre la amenaza de las TIC. He aquí alguna muestra:

http://www.elpais.com/articulo/sociedad/Atentos/todo/nada/elpepusoc/20110512elpepusoc_3/Tes

Desde el punto de vista estilístico los textos conforman lo que, en términos de Adorno y la Teoría Crítica, se podría denominar como la "jerga de la autenticidad de(l) papel" frente a lo digital. Se trata efectivamennte de textos emotivos, escasamente argumentativos, adobados con algunas estadísticas para impresionar más al personal. La estructura suele ser esta:

Vivimos en la era (sustituir, a gusto, por sociedad global)de la información en la que estamos expuestos a una sobredosis de informaciónes (también vale "imágenes") que nuestro cerebro es ya incapaz de asimilar y procesar,pero que tiene graves consecuencias (Ahora sazonen a voluntad las catástrofes): nos vuelve más estúpidos, superficiales, ignorantes, aislados, con ansiedad, estrés, en definitiva, intoxicados, "infoxicados", según el feliz hallazgo. Hay que hacer algo.

Si aplicamos la técnica de Lie to me, de las microexpresiones a los microtextos, entonces encontramos patrones que nos acercan a la mentira apocalíptica:

"Cada vez pasamos más tiempo en este mundo de los unos y ceros y menos en el de la carne y los huesos"

Es la jerga Matrix que,a su vez, nos devuelve a la literatura sesentera de la información y la imagen como droga en Burroughs,generando un lenguaje muy específico,como se podrá comprobar luego en la "matriz" Neuromante. Así que "infoxicación"...Cyberpunk de Segunda B.

Hay que hacer algo, no sé, informarse con moderación, que sea información de etiqueta y no de garrafón...cosas de esas.

Para que se vea que los apocalípticos son ecuánimes,suelen acabar sus reportajes acudiendo a opiniones de diversos expertos,que parecen sacadas de los programas televisivos de El Libro Gordo de Petete. Vean lo que recomienda esta lumbrera:

"Algunos médicos han indicado las siestas como una manera de contrarrestar la neblina digital de la sobreinformación", sugiere Balaguer.

No den ideas a los hispanos,campeones del reposo activo.

Lo mejor viene al final, bajo el epígrafe "Aislarse del ordenador". Al parecer hay un nuevo software, farmacon, que resuelve todos estos problemas. Se llama Ommwriter,y por el nombre debe tener efectos budistas. Algo debe haber, pues se nos dice que...
"recrea la nada"...mmmm...con este hueso los filósofos tenemos para un mes. Luego los ánimos se rebajan pues sus prestaciones son de lactantes digitales:
"No desactiva el correo ni las redes sociales, pero, al activarlo, dejan de saltar las notificaciones"

Acaba con algo que me desconcierta:

"Además, para mejorar la concentración y la relajación, Ommwriter permite elegir un color de fondo de pantalla suave e, incluso, una música de fondo agradable que puede ir desde el sonido de los grillos hasta el de un bebé en el útero materno".

¿Grillos? Se fastidiaron incluso las siestas digitales que acaban de recomendar. Definitivamente, hay una conspiración en marcha, veo el futuro más oscuro que el c. de un grillo.

8 comentarios:

Edelweiss dijo...

Efectivamnte, el tono apocalíptico es absurdo. Sin embargo, sí es verdad que el uso de internet hace estagros, sobre todo en los adolecscentes. Ya no se lee, en muchos casos es una afirmación verdadera. Aunque no sea culpa de las nuevas tecnologías directamente, sino de toda una nueva forma de vivir. Por lo tnto, considero que se ha de hacer un buen uso de Internet, a riesgo de resultar normativa. Y con buen uso me refiero a muchas cosas. En concreto no pasar horas muertas en tuenti o facebook, por ejemplo.

Mara dijo...

Jajaja..."chapeau" tu comentario al articulito en cuestión.

Todo se puede demonizar, además nos chifla el catastrofismo, es lo que vende.
Y... si seguimos su teoría de seleccionar la información, desde luego su artículo sería descartado; en su lugar, apostaría por un "siesta reparadora".

A propósito de esto, el otro día me comentaban lo peligroso que es el viso científico (yo diría pseudocientífico) que se le puede dar a cualquier tema.

Un abrazo.

josé luis molinuevo dijo...

Sí, es cierto, lo distópico siempre tiene su discreto encanto de la burguesía, hasta que se repite y cansa. Por ejemplo, los lenguajes a los que aludía en el post. Sin duda, hay abusos, y un adolescente se cuelga de cualquier rama, como muchos adultos. Pero también sucede lo contrario. Los abusos están para corregirlos, pero no por ello hay que descartar los usos que, en este caso, son muy provechosos. Claro que lo de Facebook es otra cosa, como se ha visto por el repetido tema de la fuga de datos y el ambiente de "corralito" que se respira. Hay que está desarrollando dedos de palmípedo con Twitter, pero lo cierto es que está desplazando a los otros. Es cuestión de controlar.

Programa 3.6 dijo...

estaba tocando un poco el clarinete (me encanta lo digital) y ahora leo esto y me parto.
Bendita infoxicación de cerapios uneros.
Es que así ¿cómo no te van a entrar ganas de hacer lo contrario de lo que recomiendan los lumbreras de turno expertos en petetes y potatos.
Ante estas cosas hay que mondarse, decir "sí buana", "de acuerdo inspector clouseau", "usted manda, wanda"...
Benditos atracones informativos que desmontan las visiones planas de las que se valen instituciones e institucionalizados.

Bendita Con-Fusión!

El futuro es de noche para soñarlo.

Anónimo dijo...

Y ustedes, blogger y comentaristas, que tanto saben de nuevas tecnologias y de imagenes, no consideran que merece la pena hablar, reflexionar sobre lo que está ocurriendo en las plazas y redes sociales de españa....
Acaso no provocan pensamientos todas esas imagenes...?

Programa 3.6 dijo...

Provocan.
Por eso me guío por la máxima de Jorge Riechmann con la que terminaba el libro de Fernando Broncano que dice así:

No dejes nunca de desconfiar de las instituciones

No dejes nunca de confiar en las personas

No dejes nunca de confiar en que las personas crearán instituciones
en las que quizá podrás dejar de desconfiar

No dejes nunca de desconfiar en que el triste proceso por el cual las instituciones cambian a las personas tristemente pueda ser cambiado

No dejes nunca de confiar en las personas

No dejes nunca de desconfiar de las instituciones.

Esto de "Democracia Real Ya" tenía que pasar tarde o temprano.
No te puedes ni imaginar, anónimo, lo que me gusta que todos estos lumbreras elucubran. Se cagan de miedo pensando en las nuevas tecnologías, en la RED, en la gente que piensa libre, en el desmoronamiento del sistema.

Mi nombre es Sergio Reyes Rodríguez Salazar (Programa 3.6), y llevo más tiempo luchando porque estos simplones estén en su lugar de lo que te puedas imaginar.

La revolución no es heroica: es pensar distinto.

Anónimo dijo...

Sergio, me gusta eso de confiar y desconfiar. Basta de tantas disyuntivas. Lo que necesitamos son las preguntas que nos permitan encontrar las respuestas. Mi comentario nació de la estupefacción que me causa que con lo que está ocurriendo no se comente nada en muchos foros de pensamiento (blog) de muchos nuevos escritores y pensadores. Ni tampoco lo hicieran los comentaristas de esos foros.
Mi nombre es Raúl Riol Gala, y antes pensaba que nunca había luchado, pero ahora pienso que no ha sido así, porque lo que está ocurriendo no puede dejar de haber estado precedido de otras batallas, tal vez invisibles, tal vez excesivamente cotidianas para pensarlas como batallas.
Y es una vinculación muy linda y absolutamente necesaria la de la deslocación que supone una red social y la absoluta reterritorialidad (y todo lo que conlleva en términos de uso y significado del lugar) que están sufriendo nuestras plazas áhora sí públicas.

josé luis molinuevo dijo...

Estoy de acuerdo con buena parte del manifiesto que ha hecho, y me parece que la clave del movimiento va a depender de si se mantiene y cómo después del 22M.