lunes, 21 de diciembre de 2009

se le quitan a uno las ganas

Cortesia de Juan Luis en Costa Rica
Dice: ¿sueñan las ovejas eléctricas con androides?. Un ciberlechazo digno de los cocineros de Agustín Fernández Mallo. ¿Pero cómo le va uno a hincar el diente sabiendo tanto de su vida? La naturaleza ya no es lo que era: sueltan a los linces con más collares electrónicos que un astronauta, y le acaban de poner lentillas a una leona.

1 comentario:

logiciel dijo...

Pues si sirve para distinguir entre churras y merinas...